¿Cómo debería ser un buen sofá por dentro?

No existe un hogar que se precie que no cuente con un buen sofá en su salón. Lo cierto es que un mueble de este tipo puede ser la pieza angular de tu casa, reuniendo a todos los miembros de la familia en un solo espacio y compartiendo los buenos momentos del día a día.

Aunque tener en cuenta las dimensiones de tu salón es un factor muy importante si estamos pensando en comprar un sofá a medida, en ocasiones también pasamos por alto otras características importantes.

La gran pregunta que surge es: ¿cómo debería ser un sofá de buena calidad por dentro? Si esta es una cuestión que te ronda por la mente, no te preocupes porque en Sofás Fabrica traemos todas las respuestas a tus dudas.

¿De qué está hecha la estructura del sofá?

Todo cuerpo necesita su esqueleto, igual que todo sofá necesita su estructura para mantenerse en pie. La mayor parte de los sofás están fabricados con una estructura en base a madera de pino tratada. Es importante que esta madera esté debidamente revisada ya que en el supuesto caso de encontrarse agrietada, podría ocasionar roturas en un futuro.

¿Qué materiales se utilizan para las correderas y sentadas?

Estos dos elementos serían básicamente la parte estructural ubicada en las zonas acolchadas, es decir, donde apoyaríamos nuestro cuerpo. Prácticamente todos los sofás del mercado utilizan cinchas, aunque es bien cierto que estas también pueden ser de más o menos calidad, o encontrarse en la estructura en más o menos cantidad.

El amortiguamiento es también una parte es crucial que determinará en gran medida qué tan cómodo es un sofá. Se recomienda adquirir sofás con un acolchado de espuma de un mínimo de densidad de 30 kilogramos por metro cúbico. Aunque también existen otras densidades según el gusto de cada cliente.

Como ocurre con los colchones la densidad y firmeza son aspectos totalmente personales y cada cliente preferirá unas características distintas.

La mejor protección para el armazón:

Un sofá siempre deberá tener los cantos redondeados para evitar golpes o accidentes. Por supuesto, en nuestra fábrica de sofás este tipo de detalles son totalmente vitales. Por otra parte, añadimos otros elementos de seguridad, como por ejemplo, una protección extra para el armazón.

Nuestra técnica se basa en pegar toda una protección, que suele estar fabricada con espuma, alrededor del armazón. Cuanto más grosor tenga este material, mejor. En nuestro, caso optamos por un recubrimiento de espuma de 1,5 cm de grosor.

Como verás, hay muchísimos elementos a tener en cuenta. Muchas veces nos quedamos con los detalles más superficiales del sofá, preocupándonos solamente por si sus colores pegan con nuestro salón o si su tela es agradable al tacto.

Para Sofá Fábrica la estructura de calidad es un pilar fundamental de nuestros productos, algo que además te asegurará que tu sofá dure muchísimo más tiempo. Si tienes dudas, puedes visitarnos en nuestra tienda de sofá en Valencia, Madrid, Vitoria, Sabadell, Barcelona y Córdoba.

Nuestra puntuación
No commnent

También podría gustarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*La entidad responsable del tratamiento de los datos será Fábrica Sofás Valencia S.L. Para cualquier duda sobre la información introducida puede ponerse en contacto con info@sofafabrica.es. La finalidad de la recogida de estos datos únicamente es para poder ponerse en contacto con el usuario que ha realizado la consulta. La base jurídica para el tratamiento de los datos personales de los usuarios es el propio consentimiento del interesado. no serán cedidos a terceros y únicamente podrán ser objeto de comunicación a otras empresas que ejercen de encargados del tratamiento de datos. Más información sobre el tratamiento de datos.

1
Hola 👋 Soy Pau, ¿en qué puedo ayudarte?
Powered by